Ya sea en la calle o en la cinta de correr, correr tendrá muchas variaciones, no solo en el terreno, sino también en la climatología, según el día. Con esto, es necesario conocer la mejor ropa para correr en cada ocasión, pues además de ayudar al rendimiento, asegura comodidad durante los ejercicios.

¿Sabes cuáles son las mejores opciones para cada caso? Algunas prendas ya se deben desechar, como los jeans o los shorts, ya que son pesados ​​y dificultan el movimiento. Sin embargo, ¡hay otras opciones que son bienvenidas! Quédate aquí para saber cómo elegir tu ropa para correr.

¿Cuáles son las mejores prendas para correr?

¡No hay una sola opción que será imprescindible! La ropa deportiva es un conjunto, por lo que va más allá de una blusa y un pantalón corto . Las zapatillas de running y los calcetines también son accesorios necesarios para la comodidad del deportista, además de ayudar a prevenir lesiones.

Sí, al invertir en ropa para correr , tu atleta te garantiza seguridad en los ejercicios, ¡porque la ropa también es una cuestión de protección a la hora de practicar actividad física!

Existen numerosas posibilidades, y aquí hay algunas opciones que deben tenerse en cuenta al ejecutar:

1. Prendas de punto ligeras

En primer lugar, es bueno señalar que el área de entrenamiento se realiza en lugares frescos. Como tal, las prendas de punto ligeras deben ser la primera opción de un corredor.

Además de facilitar la respiración del cuerpo, ayudan con el movimiento, lo que tiene el efecto de ayudar en el rendimiento de carrera.

2. Zapatos para correr

Otro punto imprescindible es utilizar una zapatilla de running que sea ideal para tu pie. Hay 3 tipos de pisada: pronada, supinada y neutra. Cada uno tiene su diferencial, por eso es fundamental saber cómo funciona tu pie, para que te garantices una acertada inversión en el deporte.

Además, las zapatillas para correr son una necesidad, ya que al correr por la calle, por ejemplo, el desnivel del suelo afecta a las articulaciones, por lo que el par de zapatillas debe ser adecuado para absorber el impacto y no lastimar tu cuerpo .

¡Y vale la pena recordar que siempre hay que valorar la comodidad y no la estética! Invierte en la opción que te quede en el bolsillo y sea buena para la práctica del deporte.

3. Calcetines deportivos

Muchos piensan que un buen calcetín 100% algodón es la mejor forma de correr. Es una opción, pero no la más recomendable. El tejido no es adecuado para la práctica, ya que no ofrece la protección adecuada, lo que a la larga puede dejar algunas contusiones en los pies.

Invierte en calcetines deportivos, porque además de proteger tu pie, ¡te aseguras de que no sufra lesiones durante la práctica!

4. Camiseta térmica

Ahora bien, yendo a las opciones cuando baja la temperatura, la camiseta térmica es una segunda piel para el corredor. Ayudan a mantener el cuerpo caliente, además de ayudar a algunos atletas después del entrenamiento, ya que mantienen el calor corporal y también son una excelente opción para no sudar después de una carrera.

5. Polainas

Tanto para mujeres como para hombres, los leggins son una opción cómoda que ayuda con el movimiento, además de mantener abrigada la zona baja. El tejido ayuda a que la piel respire, lo que ayuda a secar rápidamente el sudor .

La advertencia va para la audiencia masculina, ya que todavía tienen un prejuicio con la obra, ya que la audiencia general son mujeres. Sin embargo, la ropa es adecuada para ambos sexos.

6. Guantes de carreras

Opción para mantener la mano caliente, se utilizan guantes para regular la región del brazo y dejar la temperatura agradable, lo que no genera molestias en la práctica. Es un accesorio poco publicitado, pero muy útil para la mayoría de los corredores.

El tejido tecnológico ayuda a proteger las yemas de los dedos, evitando así que el calor se escape, lo que proporciona comodidad al correr con frío. 

7. Puños y piernas

¡Finalmente, los puños y las piernas son excelentes opciones para el calor y el frío! Son un par de mangas largas y medias que se pegan al cuerpo en las zonas que no cubren los shorts y las camisetas. Son geniales para calentar y mantener el calor corporal, además de fáciles de usar, tanto desde el inicio de la práctica hasta su finalización.

Adaptarse al clima

Incluso en un clima tropical, es posible que haya cambios en el tiempo y el corredor debe estar preparado para las diversas variaciones. Para ello, adáptese al clima, es decir, vea lo factible para el día, además de revisar la temperatura.

En días con 20 grados o más, es posible llevar ropa ligera, sin mucha preocupación por el equipo térmico. Pero si siente frío con una temperatura relativa de 20 grados, siempre tenga un par de puños y piernas para cubrir las regiones expuestas.

Ahora, cuando la temperatura baja de los 20 grados, empieza la preocupación por la ropa térmica, el uso de leggins y guantes deportivos. El foco es usar la lógica de las capas, así que usa shorts con leggins o leggins, una blusa térmica y, si la temperatura es muy baja, una campera impermeable o cortavientos para no sufrir el roce del aire frío en tu piel.

La carrera se puede realizar en diferentes climas y condiciones, solo hay que adaptarse con la mejor ropa para correr en cada ocasión.

¿Te gustó el contenido? ¡No olvides compartirlo en las redes sociales!

Por Admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *